BIENVENIDOS A SU DANZOTECA 3

Su amigo, DanzoneroX, les da una cordial bienvenida a este nuevo espacio alternativo donde pondré el historial de documentos, textos y materiales relacionados con el danzón y sus circunstancias. Cualquier aportación será bien recibida.

jueves, 18 de febrero de 2010

COMENTARIO DE MARU AYALA

De: maria ayala
Enviado: sábado, 26 de enero de 2008 11:49:28 p.m.
Para: danzonerox@hotmail.com

Buenas tardes Sr. Rivera,

Antes que nada, una disculpa por el largo tiempo que me ha tomado contestar a su correo. He leido éste detenidamente y una cosa me queda muy clara: La manera en que nos ha tocado vivir el danzón a usted y a mi es sumamente diferente y de ahí nuestras diferencias en la manera en que percibimos este ritmo que nos apasiona.

Sepa usted que a mi pareja y a mi, lo que nos atrae realmente del danzón es bailarlo libre con danzoneras en vivo. Las coreografías y muestras las vemos como herramientas útiles en las tareas de promoción y difusión. Creo que es más fácil atraer a una persona que no sabe nada de danzón a un teatro que a un salón de baile, sobre todo si se vive en una ciudad como la mía (Monterrey) en donde no hay salones de baile ni plazas en las que toquen danzoneras en vivo.

Como le comentaba, las coreografías nunca las vería yo como un fin último en el danzón, pero quiero decirle que aunque lo que mas disfruto es bailar libre y espontáneo, he logrado interpretar algunas rutinas experimentando un gran disfrute y creo que esto se debe a dos cosas:
1. Yo no me muevo, si mi pareja no me mueve:
Aunque en una rutina, todos los pasos son propuestos y estudiados por alguien, yo dejo que mi pareja se aprenda todo y yo solo hago lo que él me manda. De esta manera nunca me preocupo ni de contar ni de memorizar nada, yo solo sigo y disfruto.
2. Nunca bailo una rutina que no me guste:
Antes de involucrarme en ensayar una rutina, veo si el danzón me gusta, si lo siento, si la rutina de pasos me gusta, si considero apropiado el vestuario, entonces me apunto, de lo contrario, no.

Creo que sufres una rutina cuando no te preparas bien, cuando no ensayas lo suficiente, cuando no eres limpio en tus ejecuciones, o cuando te exijes física y mentalemente mas de lo que puedes dar. Si no eres honesto contigo mismo y no reconoces tus línites, pues obviamente la vas a sufrir.

Dentro del foro de danzoneros, hay personas con las que nos identificamos mas que con otras, en el caso del Sr. Aspirante Eterno, me agrada que siempre tenga una opinión que manifestar, pero me parece poco congruente lo que dice y lo que hace, porque aunque siempre parece estar muy en contra de las rutinas y muestras danzoneras, siempre ha estado involucrado en éstas. Incluso acabo de verlo bailando en Querétaro con un grupo de danzón que dirige su esposa y participando con una rutina.

Respecto al tema de los maestros de danzón y las cuestiones del lucro, tengo 2 puntos que quiero compartir con usted:
1. Existen personas en este mundo a las que les apasiona el baile, pero que no pueden nadamas dejarse llevar por la música y ya. Estas personas requieren de un maestro que les ayude a entender o interpretar la música. Ahora bien, si estos maestros hacen con profesionalismo su trabajo, ¿cual es el problema en que reciban una remuneración por lo que hacen? En mi caso muy particular, coordino un grupo de danzón y no cobro ni un centavo por ello, yo vivo de mi profesión, pero me alegra saber que hay quienes hacen de su pasatiempo su profesión.
2. Vivimos en un país con un sistema capitalista, y en ese sentido, lo que no deja dinero, desaparece. Así funciona nuestro mundo, es una realidad, y por eso me agrada que haya gente que lucre con el danzón, me agrada la idea de que los bailes dejen dinero a quien los organize, me agrada que los músicos puedan ganarse la vida formando parte de una danzonera, que bueno que las muestras dejen dinero en los estados en los que se desarrollan, que bueno que se sigan vendiendo discos de danzón, que exista quien venda y quien compre zapatos bicolores, abanicos; que bueno que el danzón mueva la economía. Que bueno que los danzoneros no dependamos de las limosnas gubernamentales, que bueno que existen maestros de danzón que se ganan la vida honradamente. El día que deje de moverse el dinero en el mundo del danzón, éste desaparecerá.

Por último, me parecen muy buenos todos los cuestionamientos que usted tiene con respecto al CNIDDAC, de Rosa Abdala y de Miguel Zamudio. Lamentablemente yo no puedo responder a esas preguntas porque ni siquiera soy miembro del CNIDDAC. Nunca he entablado una conversación con el Sr. Zamudio. Yo, como usted, solo participo en este foro de discusión en el que fui aceptada por un moderador y tengo que reconocer que aunque mis opiniones no siempre van deacuerdo con los miembros del CNIDDAC, nunca se me ha censurado nada.

Atentamente,
Maru Ayala.

INSCRIPCION A LA ASOCIACION MEXICANA DE DANZONERO

Se ha producido un error en este gadget.
Loading...